deportes

Daniel Viteri cuelga los guantes tras 20 años de carrera deportiva

feature image

Daniel Viteri cerró una extraordinaria temporada con el Guayaquil City. El guayaquileño de 39 años consiguió clasificar a su club a su primer torneo internacional tras vencer 2-1 al Deportivo Cuenca.

Este último duelo del 2020 también significó el cierre de una extraordinaria carrera deportiva. El 'Mono', como lo conocen, se retiró del fútbol profesional.

En todos los equipos que estuvo no siempre fue titular, pero cuando le tocó defender el arco lo hizo con altura. Jugó 336 partidos en la serie A con Emelec, Barcelona, Deportivo Quito, Liga de Quito, Orense y el cuadro Ciudadano.

Con los eléctricos logró el bicampeonato del 2001 y 2002, siendo una de las principales figuras del equipo. Tras su éxito con los azules, llegó a la 'AKD', donde estuvo ente el 2005 y 2007.

Su periodo más exitoso fue con Liga de Quito. Con los albos no fue estelar, pero logró los títulos más importantes de su carrea. Integró el plantel campeón de la Copa Libertadores 2008, Sudamericana 2009 y Recopa Sudamericana 2009. Fue vicecampeón del Mundial de Clubes.

Con la Selección de Ecuador fue mundialista en Corea y Japón 2002. Un año antes estuvo en la Copa del Mundo Sub 20 y hasta este 19 de diciembre del 2020 era el único activo de los que jugaron el primer Mundial absoluto en actividad. Viteri es considerado uno de los goleros más exitosos del fútbol ecuatoriano. En Liga de Quito disputó la titularidad con Alexander Domínguez y José Francisco Cevallos. 

Daniel Viteri fue el único arquero en toda la historia que ha tapado en cuatro décadas diferentes.

En los 90, del 2000, del 2010 y ahora del 2020.  Según revelaron los dirigentes del Guayaquil City, el 'Mono' se quedará en el equipo para trabajar con formativas.

Tras la finalización del cotejo, sus compañeros y los jugadores del Deportivo Cuenca le hicieron un paseillo como homenaje. Entre lágrimas y aplausos de los pocos directivos que estuvieron en el escenario, Viteri agradeció y abrazó a sus familiares.

"No quería que el fútbol me retire como profesional, sino que yo tomara la decisión. Así fue, muy pocos en el club lo sabían. No quería que se enteren porque le iba a quitar importancia a lo que realmente debíamos conseguir, que era clasificar a la Sudamericana", dijo Viteri.

Fuente: El Comercio