Arabia Saudí vacunará gratis contra la covid-19 al 70% de su población

El Ministerio de Salud saudí anunció este lunes 23 de noviembre de 2020 que el 70% de la población que no estuvo expuesta a la covid-19 será vacunada y de forma gratuita antes de que acabe 2021 con el objetivo de volver a la normalidad previa a la pandemia.

«Aspiramos, si Dios quiere, a cubrir hasta el 70% de los ciudadanos y residentes en el reino de Arabia Saudí durante los próximos meses, si Dios quiere, para finales de 2021. Se supone que al menos el 70 por ciento de la población que no estuvo expuesta al virus debe estar vacunada», afirmó hoy el ministro adjunto del Ministerio de Salud, Abdulá Assiri, en una entrevista con la televisión estatal saudí.

Assiri no precisó a cual de las vacunas se va a recurrir en Arabia Saudí, pero insistió en que «estará disponible para todos de forma gratuita». Por otro lado, el portavoz del Ministerio de Salud, Mohamed al Abdali, aseguró hoy en una rueda de prensa que el reino «será uno de los primeros países en recibir la vacuna cuando se cumplan y aprueben las principales condiciones» para su distribución, aunque no ofreció más detalles al respecto.

Según el recuento del Ministerio de salud de hoy, en Arabia Saudí se han registrado 335 489 casos de covid-19 desde la primera infección detectada, de ellos 5 877 están activos y 5 976 fueron mortales.

Este anuncio se produce un día después del final de la cumbre virtual del G20, que Arabia Saudí presidió y en la que se hizo hincapié en el acceso a la vacuna contra la covid-19 para todo el mundo.

Hoy se ha anunciado que la vacuna desarrollada por la universidad inglesa de Oxford y la farmacéutica AstraZeneca previene la covid-19 en un 70,4% de los casos, según resultados preliminares difundidos este lunes, lo que se añade a una lista de candidatas que ya han anunciado su efectividad.

Fuente: Reuters

Conductor de ambulancia violó a joven de 19 años contagiada con covid-19

Denali (nombre protegido) intentaba superar el covid-19 y, debido a su condición, debía ser trasladada en una ambulancia hacia una casa de salud en la ciudad de Aranmula, en el estado de Kerala, en India.

La joven, de 19 años, pensaba que estaba segura. Pero, en medio del viaje, el conductor del vehículo se desvió del camino; la llevó a un zona inhabitada y la violó sexualmente.

Armada de valor, Denali logró grabar la conversación posterior al ultraje, donde el agresor le impone que debe guardar silencio.

El periódico Indian Express investigó el hecho y, después de acceder al parte policial, informó que el hombre, llamado Neufal, procesado por violación sexual, recogió a Denali, que permanecía en su hogar.

Después, recogió a otra paciente y la llevó hacia otro centro de salud. Cuando se quedaron solos -según el relato de Denali- el hombre abusó de ella.

Antes de llevarla al hospital, él le pidió disculpas y le dijo que podía contar lo ocurrido. Sus palabras quedaron registradas en un video que la joven logró grabar con su celular.

Al llegar al hospital, Denali denunció la agresión al personal médico, que llamó a la Policía para la detención del conductor. De acuerdo con los agentes, en el vehículo no había otro trabajar médico, pues el estado de la joven era estable y las enfermeras solo acompañan a los pacientes cuando presenten un cuadro más complejo.

Es, además, según el hospital, una medida para limitar el contacto y prevenir la propagación del covid-19. Cuando la Policía detuvo al hombre se descubrió que ya arrastraba un historial delictivo: enfrentaba un proceso legal por intento de asesinato desde el 2019. Hay conmoción en India.

La presidenta de la Comisión de Mujeres de Kerala, M.C. Josephine, reclama que no debe permitirse que personas con antecedentes penales tengan acceso al sistema de salud pública, aún más cuando se trata del contacto con pacientes infectados con el nuevo coronavirus.

Lo ocurrido con Denali da cuenta de la necesidad de protección adicional para las mujeres mientras son trasladadas a casas de salud. La violencia sexual lastra el progreso de India, sobre todo, en tiempos de covid-19. Denali fue ultrajada en una de las naciones más peligrosas del mundo para la mujer.

En un estudio publicado por la Fundación Thompson Reuters -que recogía el análisis de 550 expertos en temas relaciones a la violencia de género- se situó a India encima de naciones bélicas como Afganistán o Siria, segunda y tercera respectivamente, seguidas de Somalia y Arabia Saudí.

Fuente: El Comercio

feature image