Una guía para detectar fantasmas

Los muertos nos rodean: están en cada rincón, en cada espacio, en cada casa. Están a nuestro lado y a donde vayamos. Algunas veces los podemos ver, otras sencillamente parecieran formar parte del aire que no vemos y no nos enteramos de que existen y no nos enteramos de que están. Esos son los fantasmas.

Existen ciertos puntos o listas de cosas que nos indican si en un lugar hay una entidad. Y está armada en base a una sumatoria de experiencias. ¿Cómo saber si hay alguien mirándonos desde un rincón? ¿Cómo saber si en algún lugar de nuestra casa hay un fantasma acechándonos?

Aquí van algunas cuestiones a tener en cuenta:

-Las mascotas avisan que hay fantasmas. Perciben cosas que los humanos somos incapaces de percibir y lo expresan con movimientos raros, ladridos y aullidos a la nada.

-Sentirse observado es otra de las alarmas. Esta es una de las cosas más incómodas que podés experimentar.

-Las evidencias físicas son otro de los elementos al que prestarle especial atención. En este caso, casi siempre se relaciona con una entidad enojada, una entidad oscura o un demonio.

-Las huellas también son símbolo de que puede llegar a haber algo. A veces hay huellas en la nada.

-La detección de ruidos extraños también es importante.

-Las luces parpadeantes son otros de los puntos.

-La manipulación de objetos que tienen que ver con la electricidad representan la presencia de algo que está escondido en la oscuridad, que quiere llamar la atención.

-El cambio de lugar de un objeto es clave también para detectar una presencia paranormal.

-Las pesadillas, por supuesto, son una alarma. Su incremento indica que hay una actividad oscura en la casa.

-Oír voces cercanas, cuando te hablan al oído mientras dormí, es otra indicación.

-Los cambios abruptos de temperatura en una habitación son un indicio claro de una presencia extraña.

-Las siluetas sospechosas y las sombras también son factores a observar con detenimiento. Muchas veces creemos que vemos algo y, afectivamente, podría ser cierto.

-Los olores inexplicables deben ser tenidos en cuenta en estas circunstancias: el olor a podrido, el olor a rosas son claros indicadores.

-Los escalofríos en la espalda también son importantes en esta tarea. Se dice que cuando una entidad se prende a alguien, se siente en la columna.

-En muchas ocasiones, la figura directamente se hace presente y podemos verla con mucha claridad. Esa ya es una prueba irrefutable.

feature image