Mauricio Pozo: hay que eliminar progresivamente el impuesto a la salida de divisas

El ministro de Finanzas, Mauricio Pozo, explicó que en el proyecto de reforma tributaria —que espera dejar listo antes de que termine el período del presidente Lenín Moreno—, se incluirá una propuesta para reducir gradualmente el impuesto a la salida de divisas (ISD).

En el marco del programa económico alcanzado en octubre del 2020 con el Fondo Monetario Internacional (FMI), se planteó como una de las medidas a adoptar en el 2021 una reforma tributaria.

En la carta de intención del Gobierno con el FMI se mencionó como compromiso eliminar gradualmente el tributo (que es del 5%) «una vez que se restablezca la estabilidad macroeconómica y se fortalezca la posición de las reservas», dice el documento, con fecha 17 de septiembre del 2020.

En el acuerdo del 2019 con el Fondo, que fue suspendido en abril pasado, el Gobierno también se comprometía a desmontar el ISD. «En el ámbito tributario, dentro del programa de reforma integral, están acciones que son fundamentales, como el inicio del desmontaje al ISD, que es un impuesto nocivo, perjudicial, que ha terminado siendo un impuesto importante en recaudación», dijo ayer, 17 de noviembre del 2020, en una entrevista televisiva con Ecuador TV.

Pozo reconoció que no será fácil eliminar el tributo. Entre enero y el 18 de noviembre del 2020, según el Servicio de Rentas Internas, se ha recaudado USD 881 millones por ISD, es el tercer impuesto que más ingresos genera al Fisco luego del impuesto a la renta y el IVA.

«Eliminarlo se convierte en un tema que no es fácil, pero hay que hacerlo, no de una sola, sino bajándolo poco a poco. Se dará la tranquilidad necesaria a los mercados con esta decisión», indicó.

El año pasado, el Gobierno ya analizó la idea de desmontar el ISD y se esperaba que esta propuesta se incluya en la Ley de Crecimiento Económico que se presentó en octubre del 2019 a la Asamblea.

Finalmente, el Ejecutivo no incluyó la medida en el proyecto. Según Pozo, el desmontaje del ISD ayudaría, por ejemplo, a que banca internacional traiga sus operaciones al país.

Fuente: El Comercio

feature image