WhatsApp pospuso por tres meses los cambios en las normas de su servicio

La app de mensajería instantánea WhatsApp anunció este viernes que pospuso por tres meses la realización de los cambios anunciados en su política de privacidad, luego de que surgieron fuertes críticas ante lo que se interpretó como vulneración de los datos personales de los usuarios, lo que la empresa considera una confusión que espera poder aclarar con el tiempo.

“Estamos postergando la fecha en que se pedirá a las personas revisar y aceptar los nuevos términos”, dijo Whatsapp, propiedad de Facebook, en una publicación en su blog.

Estaba previsto que las nuevas normas de servicio entraran en vigencia a partir del 8 de febrero, pero ahora la compañía aspira a poder hacerlo el 15 de mayo tras una revisión del cambio y una campaña gradual de información a los usuarios.

Tras la publicación en los últimos días de las modificaciones en el acuerdo de uso del servicio de WhatsApp, muchas personas interpretaron que este consistía en el intercambio de datos personales, incluyendo mensajes y contactos, entre la app de mensajería y Facebook.

Esto provocó la migración de millones de usuarios desde WhatsApp a competidores como Telegram o signal, en busca de una mayor protección de su información.

WhatsApp pertenece a Facebook y ambas empress ya comparten mucha información (REUTERS/Johanna Geron/Illustration/Archivo)

En los días siguientes WhatsApp intentó explicar que los cambios no significan una vulneración de los datos personales ni un intercambio mayor con Facebook, asegurando que todo se había debido a una confusión.

Específicamente WhatsApp aseguró que ni la app ni Facebook podrán ver mensajes privados o escuchar llamadas; ni tampoco compartir localizaciones o contactos; entre otras cuestiones

La explicación, sin embargo, no pudo frenar las críticas ni la merma de usuarios desconfiados.

“Algunas personas piensan que WhatsApp obligará a los usuarios de la plataforma de mensajería a entregar sus datos personales a Facebook, que es el propietario de la misma. Eso no es del todo correcto”, consideró la periodista especializadas Shira Ovide en un artículo recientemente publicado en On Tech.

“Las políticas de WhatsApp cambiaron de manera superficial y no de forma que se proporcionen más datos a Facebook. En resumidas cuentas, Facebook ya recoge mucha información de lo que la gente hace en WhatsApp”, explicó.

“La confusión fue el resultado de la fallida comunicación de Facebook, la desconfianza en la empresa y las deficientes leyes de protección de datos de Estados Unidos”, concluyó.

Infobae

Mitos y realidades sobre los nuevos términos de WhatsApp

Cuando WhatsApp envió a todos sus usuarios una advertencia sobre los nuevos términos y condiciones que entrarán en vigor el próximo 8 de febrero, comenzó a circular mucha información en torno a ello, señalando principalmente que la aplicación dejará expuesta los datos de los consumidores.

La plataforma señaló que habrá tres principales cambios en sus reglas, los cuales dicen serán en:

– “El servicio de WhatsApp y cómo tratamos tus datos”.

– “Cómo las empresas pueden usar los servicios alojados de Facebook para almacenar y administrar sus chats de WhatsApp”.

– “Cómo nos asociamos con Facebook para ofrecer integraciones en los productos de las empresas de Facebook”.

Tras ello se comenzó a especular sobre el tratamiento de la información que el servicio de mensajería tendría de sus usuarios, ya que al revisar las políticas a fondo se leía que a partir de ahora WhatsApp compartirá datos con las empresas de Facebook, bajo el supuesto de mejorar el servicio.

WhatsApp no mantiene registros de a quién están enviando mensajes o llamando todos (Foto: Cuartoscuro)

Dicha situación alertó a los internautas quienes de inmediato dieron por hecho que ahora serían vigilados y prácticamente espiados por Facebook, no obstante, el propio WhatsApp apareció para aclarar la situación, de tal modo dejamos los mitos y verdades que han surgido sobre el tema.

Mitos

– Facebook, incluidas sus empresas podrían leer las conversaciones de WhatsApp de las personas

– Que WhatsApp y Facebook podrían ver la localización puntual de sus usuarios

– Que ambas empresas de Mark Zuckerberg podrían espiar conversaciones de terceras personas

– Que tendrían acceso a los contactos de los usuarios

Sin embargo, aunque algunos de los puntos anteriores son similares a lo que realmente va a ocurrir con la actualización de la plataforma, los datos básicos de los usuarios seguirán siendo privados.

WhatsApp no puede ver ni compartir tu localización; tampoco puede Facebook (Foto: Europa Press/ Archivo)

Realidades

Los siguientes puntos son lo que sí va a ocurrir cuando los nuevos términos y condiciones arranquen. Si bien, compartirán más información con Facebook, no será tan catastrófico como algunos internautas han especulado.

– WhatsApp no puede ver tus mensajes privados o escuchar tus llamadas; tampoco Facebook

– WhatsApp no puede ver ni compartir tu localización; tampoco puede Facebook

– Los grupos de WhatsApp se mantienen privados

– WhatsApp no comparte tus contactos con Facebook

– WhatsApp no mantiene registros de a quién están enviando mensajes o llamando todos

– Los usuarios pueden descargar sus datos personales

– Los usuarios pueden programar sus mensajes para que se eliminen automáticamente

Los puntos anteriores fueron aclarados por WhatsApp el pasado 11 de enero en su cuenta oficial de Twitter.

WhatsApp no puede ver tus mensajes privados o escuchar tus llamadas; tampoco Facebook (Foto: Jason Alden/Bloomberg)

“Queremos abordar algunos rumores y ser 100% claros, continuamos protegiendo sus mensajes privados con cifrado de extremo a extremo”, externó la compañía.

De acuerdo con el nuevo apartado informativo de seguridad y privacidad, la actualización no afecta la intimidad de los mensajes de ninguna forma posible. En cambio, esta renovación incluye cambios relacionados con la mensajería de una empresa en WhatsApp, que es opcional y brinda mayor transparencia sobre la recopilación y usos de los datos.

En ese sentido, señala que cualquier cosa que los cibernautas compartan se queda solamente entre ellos, debido a que los mensajes personales están protegidos con encriptación de extremo a extremo y solo los usuarios que estén conversando pueden ver la información del chat.

Aunque la información que recopilará WhatsApp a partir de ahora será mayor, la plataforma asegura que no pondrá en riesgo a sus usuarios. No obstante, los internautas deben estar conscientes que efectivamente sus datos serán usados para supuestas mejoras al servicio, así como para recibir mensajes publicitarios adecuados a sus gustos y que, aunque no sean espiados como tal, sus conversaciones y localizaciones (no exactas) seguirán siendo recopiladas.

feature image