nacionales

Tessy Verrier, de 3 años, buscada por Interpol, localizada en Ecuador

feature image

Es un día esperanzador. Después de ocho meses de angustia y búsqueda, Valéri López anunció este jueves 15 de octubre del 2020 que su hija, Tessy Verrier, de 3 años, fue localizada en Ecuador.

La infante estaba reportada como desaparecida en febrero último tras haber sido sacada de Francia por su padre, Jean L. "Tessy fue encontrada, está físicamente bien, a salvo.

Sus heridas psicológicas y emocionales tardarán tiempo en curarse. Sin embargo, lo más importantes es que ya está nuevamente con mamá", escribió López en la cuenta de Twitter que levantó la búsqueda de la niña en el mundo. 

La madre relató a este Diario que Tessy permaneció con su padre el 15 de febrero. Aquel día, Jean L. debía encontrarse con Valéri para entregarle a la niña. Ese fue el plazo para las vacaciones que habían acordado. Sin embargo, no llegó.

Después de un rastreo de movimientos migratorios, se determinó que el hombre sacó a Tessy de Francia durante la primera semana de febrero y llegó a Cuba. Su próxima parada fue Panamá y Colombia.

El 11 de febrero ingresó a territorio ecuatoriano vía terrestre por el puente internacional de Rumichaca, en la provincia del Carchi. Valéri llegó al país luego de conocer que un testigo vio a la niña el 18 de abril en Tumbaco, en el nororiente de Quito.

Desde aquel día se desconocía su paradero y la madre levantó una campaña en redes para agilitar su búsqueda y la Organización Internacional de la Policía Criminal (Interpol) emitió una difusión amarilla para alertar sobre la desaparición de la menor el 10 de octubre último.

La madre prefirió no ofrecer detalles sobre las circunstancias del hallazgo de su hija y decidió no pronunciarse sobre la situación legal de Jean L. "Queremos que las autoridades resuelvan en derecho su futuro, respetaremos su decisión".

El caso de Tessy levantó el debate sobre los efectos del 'secuestro parental' en la salud mental de pequeños y padres. Para Valéri da cuenta de que lo ocurrido visibilizó "el sufrimiento de los niños al ser separados de sus padres, y también el sufrimiento de padres y madres al ser separados de sus hijos.

Esto no se trata de una guerra de géneros, esto se trata de pensar un poco más en el otro, en el bienestar de lo más sagrado que existe, la niñez", dijo.  Ahora -dice la madre- se enfocará en "reparar la salud emocional y psicológica de Tessy. Es algo que lo haremos con paciencia y el amor que siempre ha tenido en su hogar".

Valérie agradeció al país por su solidaridad. "Gracias. De Ecuador nos llevamos la esperanza, porque aquí recuperamos a Tessy. Esperamos volver pronto para conocerlo, esta vez de la mano de Tessy, pero sin que esté cautiva o escondida", concluyó.

La Asociación de Familiares y Amigos de Personas Desaparecidas (Asfadec) celebra que Tessy pueda volver a los brazos de su madre sana y salva. Y, este jueves, también recuerdan a los cientos de casos de desaparecidos cuyos procesos legales en Ecuador permanecen estancados.

En el parque Cevallos, en el corazón de Ambato, el colectivo realiza un plantón para exigir justicia por Geovanna Pérez Constante, de 19 años, desaparecida el 4 de diciembre del 2010 en la ciudad.

Su madre, Yanera, presentó una denuncia sobre  la desaparición de su hija ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y el organismo admitió el trámite del caso en mayo último.

En un oficio, suscrito por Marisol Blanchard, secretaria ejecutiva adjunta de la entidad, se detalló que el Estado tiene cuatro meses improrrogables para remitir información sobre las acciones que se han emprendido para localizar a la joven.  El plazo venció en septiembre y la madre denuncia la falta de respuestas de la justicia de Ecuador.

Fuente: El Comercio